23 jul. 2006

Etnosur 2006


Este fin de semana se celebra en Alcalá la Real la decima edición de Etnosur, el mejor festival, con permiso del Cazorla Blues, que se celebra en tierras jiennenses (y curiosamente este año coinciden en el mismo fin de semana, cagontó) y allí que me fuí anoche por quinto año consecutivo.

Lo primero que me llamó la atención fue el espectacular incremento de público. Había una cantidad de gente totalmente exagerada, muchísimo mayor que años anteriores y a veces resultaba un poco agobiante. Dentro de este maremagnum de gente uno podía encontrase de todo: desde los jipilorros y jipilorras procedentes de cualquier parte del mundo hasta los abuelos con su gancha en la diestra y el nieto en la zurda. ¡Viva la heterogeneidad y el eclecticismo!

El mercado artesanal, llamado Zoco, era lo mismo de todos los años: nada especialmente novedoso y todo muy caro. Por lo tanto yo me dedique al bebercio, al comercio y a disfrutar de los conciertos. En el Piripao, la zona dedicada a las comidas exóticas, he descubierto a lo largo de los años comidas que luego se han convertido en mis favoritas como los burritos, los kebabs, las pitas o los crepes. Este año lo que he probado por primera vez ha sido el sushi y la verdad es que, aunque no había sake para acompañar, me ha gustado también mucho. Lo que me quede con las ganas fue de probar el batido de cañamo pero durante toda la noche hubo unas colas que para que contar.


Al ser Etnosur un festival gratuito, su principal fuente de ingresos (a parte de los alquileres que tienen que pagar los comerciantes de Zoco y Piripao) es la bebida. Varios chiringitos, colocados estratégicamente, ofrecían bebida a precios populares y había uno dedicado exclusivamente a servir mojitos, que estaba siempre hasta la bola. Este servidor se metió entre pecho y espalda dos de estos cockteles y me sentaron de auténtico lujo.

Y ya para terminar este recorrido por Etnosur 2006 toca hablar de la música. En este festival he descubierto a grupos como Macaco, Orishas o, sobretodo, los fantásticos Zuco 103. Este año, por ser el decimo aniversario todos los grupos son repetidores en el festival por lo que el que esta noche quiera se puede acercar a ver un espectacular concierto a tres bandas entre Amparanoia, Macaco y los Zuco 103. Pero eso será esta noche mientras que ayer cuando llegamos estaba tocando el percusionista arabe Tritok Gurtu que, a mi particularmente, no me gustó mucho. Luego le llegó el turno a la dj inglesa de origen hindu Ritu y al combo Akasha Crew que nos deleitaron con una espectacular mezcla del mejor sonido Bollywood con el raí, ritmos balcánicos y hip-hop. Un gran espectaculo que nos hizo movernos a toda la parroquía que allí estabamos... y eramos muchos.

Mojitos, sushi, titiriteros, acrobatas, Bollywood sound, jipis, lugareños, el vasito anual de recuerdo... sin duda, una gran noche.

Un saludete guap@s.

2 comentarios:

  1. Anónimo9:59 a. m.

    Trilok Gurtu no es Árabe sino de de la India, y personalmente creo que fue de lo mejor que pudimos ver en todo el festival. Si te informas bien verás que es uno de los grandes de la música India que ha tocado con los grandes del Jazz como John Mc Laughlin. Haciendo música dando vueltas a discos de vinilo no tiene ni la mitad de gracia. Es más, el show de Akasha Crew fue excesíiiiiiivamente largo

    ResponderEliminar
  2. Saludos Fernando!!

    Llevamos un tiempo sin vernos pero nos hemos conocido bien en el cole, clases de Inglés, etc.

    Ante todo, enhorabuena por el blog y gracias por incluir mi especie de blog (por mis escasos conocimientos informáticos) en Martos bloguea.

    Me ha alegrao ver que lleves unos años disfrutando del Etnosur, yo también lo hago desde hace ya tiempo y es el festival donde más disfruto y aprendo.

    Esperemos que el Etnosur siga muchos años, al menos hasta que tengamos hij@s para llevarlos y se impregnen del espíritu intercultural y solidario que allí se respira. Parece que la amenaza de llevarse el festival de Alcalá la Real a otra localidad no es muy peligrosa, en ese caso sería una gran pérdida para toda la provincia de Jaén.

    Pues un saludo tío, nos vemos por ahí!

    ResponderEliminar